EL PORTAL DE AHORRO PARA EMPRESAS
Y PROFESIONALES
Atención al cliente
937127310
 
Artículo relacionado con la sección de Control de presencia y vacaciones

Claves de la nueva ley de control horario

Artículo sobre Control de presencia y vacaciones publicado por Doiser

Claves de la nueva ley de control horario

Artículo redactado por Doiser

En Doiser tenemos expertos en Control de presencia y vacaciones que han realizado este artículo para ti. Esperamos que sea de tu interés.

Recuerda que en Doiser te ofrecemos también las mejores empresas y ofertas en Control de presencia y vacaciones. Descúbrelo ahora.

Como sabrás, desde el mes de marzo de 2019, las empresas están obligadas a llevar un registro del control horario de sus trabajadores. En él deberemos reflejar tanto el inicio como el final de la jornada laboral y el tiempo de trabajo efectivo de los trabajadores.

La normativa establece que la jornada máxima de trabajo tendrá una duración de 40 horas a la semana. Si la incumpliésemos, la inspección podría extender un acta correspondiente a una grave infracción, con una cuantía económica asociada acorde a lo que establece el nuevo Decreto.

Para determinar si una infracción es grave o muy grave, se ha de constatar la realización de horas extra impagadas y no declaradas.

¿Cuáles son las principales obligaciones que fija la nueva ley de control horario?


El Real Decreto Ley 8/2019 establece una serie de medidas urgentes en el artículo 34.9 del Estatuto de los Trabajadores para luchar contra la precariedad laboral y ofrecer mayor protección social. En esta normativa se establece que en las empresas vamos a garantizar el registro diario de la jornada de los empleados. En él hemos de incluir el horario de inicio y finalización de la jornada laboral de cada empleado sin perjuicio de la prevista flexibilidad horaria.

Esta obligación está basada en mínimos, ya que permite que las empresas registremos, si lo deseamos, además de la hora de inicio y finalización, el tiempo efectivo de trabajo o los descansos de cada trabajador. Esta obligación, como intuirás, no recae sobre los trabajadores, sino sobre las empresas, por lo que son las que deben establecer los medios necesarios para su cumplimiento.

Las empresas hemos de conservar el registro de jornada laboral durante un período de cuatro años y mantenerlo a disposición de los trabajadores, Inspección de Trabajo, Seguridad Social o sus representantes legales.

¿Se registra el tiempo de trabajo efectivo y no solo la hora de inicio y de fin?


Tal y como has podido leer hasta ahora, las horas de inicio y finalización son los mínimos legales que establece la normativa. Por lo que si existen trabajadores que deben realizar desplazamientos o cuyos horarios de inicio y finalización atienden a circunstancias concretas sin que el tiempo que medie entre esos instantes se considere como trabajo efectivo, también se puede considerar de interés registrar el tiempo efectivo de trabajo.

Cuando hablamos de tiempo efectivo de trabajo, hacemos referencia al período que el trabajador permanece en su puesto de trabajo. Es decir, el tiempo en el que está realizando sus funciones y a disposición del empresario. 

Atendiendo a la jurisprudencia nacional y europea, no se establecen categorías intermedias, es decir, o estás trabajando o estás descansando. Los desplazamientos computarán como tiempo de trabajo si el trabajador tiene un centro itinerante o móvil, o si estos desplazamientos se deben a instrucciones del empresario.

¿Esta obligatoriedad de fichar en el trabajo afecta a todos los trabajadores sin excepción?


Las empresas debemos garantizar el registro de la jornada de cada empleado, independientemente de las circunstancias bajo las que presten sus servicios (tiempo completo, parcial u otras). Para asegurar el registro, lo más rápido, sencillo y fiable es utilizar un software que incorpore y facilite el control horario mediante códigos biométricos, controles de entrada por tarjeta, aplicaciones en los smartphones de los trabajadores... 

¿Y los empleados que trabajan en remoto?


Estos trabajadores también deben cumplir con el registro de la jornada de trabajo y debemos adoptar las medidas correspondientes de prevención de riesgos laborales y protección de datos.

¿Quiénes están exentos de la ley de registro de jornada laboral?


Hay tres grupos principales en los que puedes dividir a los profesionales exentos.

- Primer grupo: personal de alta dirección, deportistas profesionales, trabajadoras domésticas, trabajadores con discapacidad en centros especiales de empleo, penados en instituciones penitenciarias, artistas de espectáculos públicos, abogados y otros trabajos declarados como relación laboral de carácter especial.

- Segundo grupo: es para los empleados con un régimen concreto sobre el control de presencia. Así, encontrarás a los trabajadores a tiempo parcial y aquellos que tienen una normativa específica como los transportistas por carretera, los empleados de la marina mercante o aquellos que realizan servicios transfronterizos en el transporte ferroviario.

- Tercer grupo: es para los autónomos y asociados a cooperativas sobre los que no existe obligación de fichar en el trabajo.

¿Cuáles son las posibles sanciones si no se cumple la ley de control de presencia?


La normativa es de obligado cumplimiento para las empresas. Por lo tanto, aquellas que no dispongan de un registro de control de jornada se enfrentarán a sanciones en materia laboral recogidas en el artículo 7.5 de la Ley de sanciones e infracciones del orden social. 

Si estas atienden a un grado mínimo pueden oscilar entre 625 euros y 1500 euros. Si son de grado medio serán de entre 1251 euros y 3125 euros. Pero si son graves, la sanción oscilará entre 3126 y 6250 euros.

En caso de que la empresa sea reincidente, estas sanciones se pueden incrementar.

Ventajas de los sistemas de fichar en el trabajo


Por regla general, con un sistema de registro de jornada laboral maximizamos la productividad de los trabajadores y podemos controlar el coste laboral. Algunas de las ventajas que te ofrecen estos sistemas son:

- Mejora de la productividad. Con este control se pueden analizar mejor todos los recursos de la denominada fuerza laboral de una empresa. Así, se pueden desarrollar estrategias para establecer mejor los objetivos de trabajo y los recursos humanos que se necesitan en cada proyecto.

- Mejora la gestión de los recursos humanos. Si conocemos los trabajadores por departamentos, es más sencillo calcular los que se necesitan para cumplir los objetivos marcados por la dirección. Esto es especialmente relevante en las empresas que se ven afectadas por la temporalidad. Se automatizan tareas y, de este modo, podemos dedicar más tiempo a tareas más productivas para los negocios.

- Análisis de datos para evaluar la distribución de horas laborales. Puede derivar en acuerdos con los empleados en cuanto a horas de entrada y salida o para planificar la vida familiar.

- Se conoce y controla el absentismo. Podemos controlar tanto los retrasos como la asistencia de los trabajadores.

En definitiva, el control horario representa una gran cantidad de beneficios para todas las partes y aumentará la productividad y mejorará el ambiente laboral. Si tú también quieres mejorar tu sistema de control, contacta hoy mismo con los expertos en sistemas de fichaje que encontrarás en nuestro portal. Pídeles presupuesto sin compromiso y aprovecha para implementar esta herramienta cuanto antes.

Servicios más demandados

En Doiser encontrarás todo lo que necesites para tu empresa, pero estos son los servicios TOP del momento